Inicio
...............
Novedades
...............
Artículos
...............
Discursos
...............
Enlaces
...............
Fotos
...............
Donaciones
...............
English
...............

 

Su donación es deducible
de impuestos
y debe
ser enviada a:
AFHU
(American Friends of
the Hebrew University)
la cual es una organización
sin fines de lucro
501(c) 3

20 N. Wacker Drive
Suite #2020
Chicago, IL
60606

 

  Artículo publicado por la AFHU (Asociación Norteamericana
    de Amigos de la Universidad Hebrea), el 31 de Julio, 2003.

 

 



Fueron Recordadas Las Víctimas del 
Ataque Terrorista en la Universidad Hebrea
de Jerusalén en su Primer Aniversario

 

 
Jerusalén – Hoy, al hacer un año del día que un ataque terrorista tomó las vidas de nueve personas en la Universidad Hebrea de Jerusalén, se llevaron a cabo dos ceremonias conmovedoras en el campus del Monte Scopus de la universidad para pagar tributo a la memoria de las víctimas.

En la ceremonia principal – llevada a cabo en la plaza Nancy Reagan, en frente a la cafetería del centro internacional de estudiantes Frank Sinatra de donde ocurrió el ataque de la bomba – oradores recordaron las muchas cualidades de los que fallecieron en el ataque, particularmente de sus actos de amabilidad y de su preocupación por otras personas. La ceremonia se realizó aproximadamente a la misma hora que occurió la explosión de la bomba de gran alcance hace un año atrás colocada por los terroristas palestinos que hirieron a casi 90 personas además de los 9 que mataron.

Los nueve que murieron fueron recordados hoy, ellos eran:

Marla Bennett, de San Diego, California, estudiante en la Escuela Internacional Rothberg de la Universidad Hebrea y del Instituto Pardes de Estudios Judíos; Benjamin Blutstein, de Harrisburg, Pennsylvania, también un estudiante de Rothberg y de Pardes; Dina Carter, de Carolina del Norte, empleada de la Biblioteca Judía Nacional de la Universidad Hebrea; Janis Ruth Coulter, de Boston, Massachusetts, directora auxiliar de la oficina de asuntos académicos de la Universidad Hebrea en Nueva York; David Gritz, de París (ciudadano francés y estadounidense), que estaba a punto de comenzar su ulpán de verano en la escuela Rothberg; David Diego Ladowski, de la Argentina y ciudadano israelí, graduado de la Universidad Hebrea que estaba a punto de comenzar una asignación diplomática para Israel en Perú; Levina Shapira, jefa del Departamento de Servicios del Estudiante de la Universidad Hebrea; Dafna Spruch, empleada del Departamento de Servicios del Estudiante; y Revital Barashi, que trabajó en la facultad de Derecho de la Universidad Hebrea.

El profesor Steven Kaplan, rector de la Escuela Internacional Rothberg, dijo, "eran individuos notables...los que han tocado nuestras vidas con éxito." Kaplan habló en una ceremonia conmemorativa llevada a cabo en la escuela Rothberg – la que precedió la ceremonia en la plaza Nancy Reagan – y también lo hizo en ceremonia final. Otros también hablaron de las excepcionales cualidades humanas de cada uno de los difuntos.

Centenares de estudiantes y de la Universidad Hebrea y familias y los amigos de las víctimas del ataque estaban presentes en las ceremonias. También estuvieron embajadores y altos funcionarios de las embajadas de los Estados Unidos, Japón, Italia, de la Unión Europea, Turquía e Irlanda.

En nombre del embajador norteamericano Daniel Kurtzer, que no estaba en el país, habló Richard LeBaron, subdirector de la misión de la embajada de Estados Unidos en Israel, él desacó el hecho de que cinco de las nueve personas asesinadas en el ataque eran ciudadanos norteamericanos y agregó que el honrar sus memorias "agrega otra dimensión a los enlaces comunes" entre Israel y su país. Él también recalcó el papel histórico de la Universidad Hebrea como un lugar donde gente de todos los credos y razas se únen en búsqueda del conocimiento y la verdad. Mientras que reconoció que la amenaza del terrorismo no ha terminado, LeBaron dijo que ahora hay "una perspectiva de esperanza" para lograr la paz entre los israelíes y los palestinos.

El Presidente de la Universidad Hebrea, Menachem Magidor, dijo que es imposible decir que el choque de hace un año atrás ha pasado y que todo ha vuelto a la normalidad, sin embargo la universidad es "un árbol que no pueden ser desarraigado" y que continuará con su misión en nombre de toda la humanidad con su espíritu de tolerancia y habriendo sus puertas, lo que no lo podrá ser frenado por ninguna maldad.

El Alcalde Uri Lupolianski de Jerusalén también habló en la ceremonia, acentuando que el ataque de los villanos no fué dirigido específicamente a las víctimas, sino que los que fallecieron en el ataque de la bomba representaban a toda la gente de Israel. El alcalde concluyó sus observaciones con una cita de la profecía confortante de Isaias que hablaba de una época en que "no se oigan más los sonidos del llanto en Jerusalén."

La ceremonia en la plaza Nancy Reagan concluyó con la puesta de coronas de flores por parte de embajadores, miembros de las familias y amigos de las víctimas, funcionarios de la universidad y otros.

Para más información contactar: Jerry Barach, Departamento de Relaciones de la Universidad Hebrea, teléfono: 02-588-2904. Orit Sulitzeanu, portavoz de la Universidad Hebrea, teléfono: 052-608016.

 

Article, © 2003 All Rights Reserved.  American Friends of the Hebrew University

 

  © 2002-2016 Gabriel H. Ladowski